Recursos

A.3.4.b) Sistema de evaluación de contenidos prácticos

El sistema de evaluación de contenidos prácticos consiste en una valoración objetiva, a través de una prueba, del nivel de adquisición de los contenidos prácticos de cada materia, y se diseña para acreditar la efectiva adquisición de aquellos resultados de aprendizaje definidos como “Comprensión de”, “Dominio de”, “Análisis de” o “Interpretación de”. La prueba de este sistema de evaluación consiste en un mínimo de 2 casos prácticos, a desarrollar a través de 3 cuestiones preestablecidas en cada uno; ambos casos y sus respectivas cuestiones forman parte del conjunto de ejercicios de la materia que se facilita al alumnado para su autoevaluación, que abordan conjuntamente la totalidad de los contenidos teórico-prácticos y los resultados de aprendizaje práctico previstos para la materia. La superación de la prueba práctica de una materia requiere que el alumnado responda correcta y completamente (de acuerdo con su solucionario) a 2 de las preguntas de los casos a desarrollar.

La calificación de la prueba se ordena de acuerdo con los elementos de valoración establecidos en el modelo normalizado de informe evaluativo.

En todo caso, la realización de esta prueba práctica es obligatoria para la calificación final de la materia, y para realizarla se requiere la presencia física en la sede de evaluación y la preceptiva acreditación de la personalidad del alumnado.

La calificación de la evaluación de los contenidos prácticos de cada materia tiene una ponderación del 30 % de la evaluación final de la materia, de acuerdo con los márgenes de ponderación establecidos en el plan de estudios correspondiente.

HELDA genera automáticamente las pruebas de contenidos prácticos a través de su herramienta de gestión de exámenes, asegurándose de esta forma que no se repiten los casos planteados en las diversas convocatorias de pruebas. El alumnado debe registrar en HELDA su voluntad de presentarse a una convocatoria determinada (establecidas también por HELDA: calendario, horarios, sedes de evaluación, etc.). El sistema permite determinar de cuántas materias máximo puede examinarse un alumno y si tiene opción o no de presentarse. Una vez registrado, HELDA emite las pruebas correspondientes personalizándolas con un código de barras que informa de su identidad, materia, profesor, sede de la evaluación y fecha.

Tras la realización presencial de la prueba práctica por parte del alumnado, los gestores de la sede de evaluación proceden a la digitalización de los documentos y a su carga en HELDA, que informa automáticamente al profesorado responsable de la corrección de su disponibilidad en formato Pdf.

Una vez efectuada la corrección, el profesorado procede a introducir la calificación en HELDA, que avisa al alumnado de la disponibilidad para su conocimiento y solicitud, si así lo considera, de la correspondiente revisión. HELDA organiza para ello el calendario y los horarios de revisión de todas las materias evaluadas en cada sede. La revisión se realiza por videoconferencia. HELDA soporta un sistema de videoconferencia integrado, de forma que alumnado y profesorado acceden directamente mediante un enlace específico generado internamente por la plataforma y se visualiza el examen cumplimentado por el alumnado.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.